POESÍA-HUMOR

INNOVACIÓN

  Refresca en una terraza

en una noche estival

y distraído contempla

a los que vienen y van.

Van cruzando por su mente

los sucesos de aquel día

y don benjamín recuerda

de sus canarios las crías.

Quince parejas ha echado

y tiene una huevería

y los que nacen se mueren

a los cuatro o cinco días.

Se encuentra muy apenado,

ha perdido la alegría

y no sabe a qué achacar

por qué se mueren las crías.

Una voz muy conocida

rompe su meditación

y ve parado ante él

a un amigo de afición.

Después de un cortés saludo,

la pregunta de rigor

¿qué tal se ha dado la cría

y cuántos machos sacó?

Al contestarle su amigo,

se le ha nublado la voz

y noblemente confiesa

que este año fracasó.

  Este muy por el contrario

es todo satisfacción,

pues en número y calidad

todos sus planes logró.

Don benjamín tiene dudas

y el caso no es nada nuevo

de que los pollos se mueren

por exceso de huevo.

Su amigo se lo confirma

al decirle no lo dudo

que para criar canarios

perjudica el huevo duro.

Y este año mi triunfo

se lo debo, ya esta visto,

a que en vez de huevo duro

yo se lo ponía frito.

En la práctica diaria

he podido deducir

ye que el cocido se pasa

y el frito no tiene fin

Don Benjamin complacido

ya piensa en el venidero

y cree mejor preguntarles

¿Cómo queréis hoy el huevo?

Francisco Martín Pérez (Nuestros Canarios, 1955)

Acerca de Jose Luis

Sociedad Ornitológica dedicada al cultivo y perfección de las diferentes especies orniticas criadas en cautividad
Esta entrada fue publicada en POESÍA-HUMOR. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s